domingo, 23 de mayo de 2010

Feliz Santo, mi amor!!!!

Os contaré una vivencia que sigue y sigue... por muchísimos años. Que quien haya estado o esté en mi situación... hay luz al final de túnel!!!!. Os lo aseguro.


Mañana es el Santo de mi niña, no!! para quien lo lea no tengo hijos... Pero mi hermana Rocío, que hace mas de 20 años que aquel 1 de Noviembre con calor en Sevilla se decidía a hacer acto de presencia, para todos los años que me dé ésta existencia (al menos), se presentó antes de lo esperado. Puedo casi recordar cada segundo de ese día. Mi madre llevaba tres días en el hospital porque "la señora" creía que se estaba perdiendo algo y deseaba salir antes de su tiempo. Nos llamó mi padre ( a mis hermanas y a mi) para decirnos que, casi con toda seguridad, podríais empezar a malcriarla a partir de ese día. Así fue. Sobre las cuatro de la tarde, tod@s en el hospital, nerviosos si es que se puede estar mas... nos comunican los médicos que se llevan a mi madre a paritorio y que mi padre no puede entrar. Ya nos mosqueó ésa explicación, pero la felicidad de un nuevo miembro en la familia era mayor que la perspicacia inteligente que debimos tener. Pasaban los minutos... las medias horas y a las 6 de la tarde ya todos desesperados nos llaman para decirnos la buena nueva: Ha nacido la niña!!! qué alegría mas grande sino fuera por la expresión del médico. Nos dimos cuenta que algo pasaba, nuestra sorpresa se desveló: Es Síndrome de down. Por segundos casi ni entendí lo que nos decían, fue... brutal!!!!!, el cerebro comenzó a funcionar a la velocidad de la luz: Sindrome de down?? Pero mi hermana está bien?? Le falta algo?? ( jajaja qué ignorante!!) Esta sana??... mil millones de preguntas que de un plumazo se contestaron:
*Es preciosa, palabras textuales del médico.
*Físicamente es perfecta.
Ahora viene la noticia que nos dejó... helados?? no sé definir los sentimientos del momento. Recuerdo que después de decirnos lo que ahora os voy a contar sentí como si todo se parara, silencio, miraba a mi padre y estaba amarillo, mis hermanas lloraban abrazadas y yo (con 13 años) me aferraba a la idea que ésto no puede ser!!!...
*Su hija tiene un páncreas anular, qué es eso Por Dios???. El médico nos lo explica detalladamente:
Es un tejido creado por ella y almacenado alrededor del intestino delgado, su mujer ha estado vomitando durante los ocho meses del embarazo ( por negligencia médica ya que ésto se podía haber diagnosticado, y por culpa de un indeseable mi madre sufrió durante todos esos meses y yo con ella al ayudarla en el baño. Espero y deseo que ese hombre sufra alguna vez lo que mi familia pasó, él o cualquiera de los integrantes de su familia... lo sé, es muy fuerte lo que estoy diciendo pero a mi madre, ésto (sí!! he escrito ésto), le dijo: Señora, debía usted haber cerrado las piernas antes de volver a ser madre con 42 años....... qué!!! ahora entendéis porqué lo he dicho no?) con lo cual he de operarla con el consentimiento expreso de usted ya que al no tener la niña 24 horas de vida es mas que probable que... ni decirlo puedo. Uffff!!! escalofríos me dan al recordar aquellas palabras.
Las directrices de los médicos eran que mi madre no supiera absolutamente nada. Había que sonreír todo lo que un ser humano puede mentir y mas!!. Así se hizo, respirábamos hondo tod@s antes de verla y demostrarle a mi madre que era una afortunada por volver a ser madre. Pero el instinto de mujer y maternal arrasa con cualquier tapadera fingida. Sé que a la niña le pasa algo!!, ésa fueron sus palabras y todos haciéndole ver que todo era perfecto!! maravilloso!!. Se la llevaron a la habitación y recuerdo la explosión de sentimientos al cerrarse las puertas del ascensor, caímos todos en el llanto mas profundo y en la desesperación.... Pero quedaba la lección mas maravillosa que he aprendido en mis 33 años. Seguidamente nos trajeron a nuestro tesoro. Madre mía!!! Qué cosita mas maravillosa!!! Preciosa!!! bonita!!... mil adjetivos y alguno que otro que seguramente no se ha creado. Recuerdo a mi padre revisarla... jajajaja!!! cara, deditos, piernas, todo!!!. Todo estaba en su sitio. Mis hermanas la besaban delicadamente en su cunita transparente. Y yo lo que hice fue besarla en unos de cachetes... se me undieron los labios y seguidamente me miró, con esos ojos negros, ese pelo negro, piel blanquita y... me sonrió.
Me demostró que tanto sufrimiento valía la pena, que lucháramos por ella, ella haría el resto!!.
Así fue, al día siguiente la operaban y cuando salió de quirófano el médico venía con los ojos en lágrimas:
No he visto en mis años de carrera a un bebé con mas ganas de vivir!!!... Llorábamos... porque nos estaba dando ésa lección que sólo ella sabe darnos y a lo largo de estos años he sabido nutrirme de ella. La felicidad era inmensa y comedida a la vez.


Fue una noche, la de su nacimiento, llena de conversaciones entre mi padre, mis hermanas, dos amigas (maravillosas!! que nos ayudaron y alentaron para lo que ocurriría al día siguiente) y yo.


Como os imaginaréis han pasado en estos maravillosos 20 años mil cosas, mil malas y dos mil buenas.


Sé que hay ahora mismo un ser humano que le dicen que su hij@ es Síndrome de Down, llora por lo que no va a poder ser, pero al día siguiente con los primeros rayos de sol le aseguro que:
La vida, el sol, la brisa, el calor, la sonrisa, la caricia, el entendimiento... tendrá su carita en la retina... ahí... ahí está!!! Son la vida!!, será duro, pero los logros serán tremendamente más positivos que los de un niño "normal". Sí, ésta palabra durante muchos años me ha hecho mucho daño pero con el tiempo entenderás que la normalidad está en los ojos que miran... no en el receptor.


Afortunado quien tenga un Síndrome de Down en sus vidas, les devolverá su amor y dedicación multiplicado por dos la velocidad del sonido.


Gracias mi amor, llenas mi vacío, con tu salud, tu sonrisa, tu amor, tu felicidad y tu inteligencia.
Te amo.

Feliz Lunes a
tod@s.

10 comentarios:

  1. Lolita nena, estoy que me salen las lágrimas a borbotones...
    Hemos hablado varias veves de éste tema y ya sabes que le tengo especial cariño a Rocío...la veo a traves de tus ojos y siento todos esos sentimientos que emanan de ti cuando hablas de ella...
    Dale un beso enorme de mi parte...Felicidades Rocío!!♥
    Besitos 1000 mi princesa :-*

    ResponderEliminar
  2. Mi niña, ya le he dado tus felicitaciones y me ha dicho: Dile muchas gracias y un besito grande mi parte... así q ahí va!!!.
    Mañana te llamo que sé que tienes eso. Te quiero preciosa.

    ResponderEliminar
  3. LOla querida, que bella manera de hablar de la gente que ilumina tu vida, de uno de tus amores. realmente tus palabras me han llegado al alma, cielo.
    Muchos besos, es admirable tu forma de ver la vida, de verdad

    ResponderEliminar
  4. He llorado, menos mal que era un final feliz, felicidades por tener un a hermana tan maravillosa, y felicitala a ella por su cumple, es increible la forma de expresarte que tienes, es como leer un libro,un besito

    ResponderEliminar
  5. Qué bonito, me has emocionado! ojalá hayáis pasado un día estupendo...

    ResponderEliminar
  6. Ay, Lola! Que me has hecho llorar!! Un beso muy grande y otro (con tu permiso) más grande todavía para tu hermana!!

    ResponderEliminar
  7. que bonito Lola!aunque ya es un poco tarde felicitale de mi parte!

    ResponderEliminar
  8. Todavía recuerdo cuando decía que era mi novia...

    ResponderEliminar
  9. Me has dejado sin palabras...Solo puedo decirte que eres afortunada de tenerla y de "verla" como la ves, tienes una extrema sensibilidad escribiendo!

    ResponderEliminar
  10. Lola cariño, que voy con retraso y me he puesto ahora a ver tú blog y me he encontrado con esta entrada, preciosa entrada !!! De verdad que lo expresas todo como lo sientes, me encanta, que de emociones, yo estoy como dijo Glory en su dia que se me saltan las lagrimas , sé que ha debido ser muy duro pero a la vez como dices tú super gratificante. Un besito y que sigas siempre disfrutando de Rocio.

    ResponderEliminar